7-beneficios-para-meditar-a-luz-del-sol | Lideralo

7 razones para meditar bajo el sol (+beneficios)

verano

Todos sabemos que el sol es nuestra principal fuente de energía para el planeta. Determina nuestra vida y nuestro tiempo. Es decir, todo lo que hacemos en nuestra vida está regido en buena medida en nuestra relación con el sol. Además, el sol aporta grandes beneficios para la salud, siempre y cuando se tomen todas las medidas necesarias para que no se comentan excesos, ya que la alta exposición a los rayos UV del sol pueden ser dañinos, incluso como la posibilidad de desarrollar cáncer de piel, entre otros problemas.

Es por eso que lo más recomendable es que tomes el sol en este verano usando protector solar, evitar tomarlo en horas de mediodía y mantener una buena hidratación.

Particularmente, te recomiendo que si está dentro de tus posibilidades este verano, trates de meditar de frente al sol de las primeras horas de la mañana. Frente a él, concéntrate en toda la energía que emana y recorre el espacio hasta llegar a ti. A pesar de su distancia, el recorrido que la luz que emite el sol te trae grandes beneficios, te da bienestar y beneficios para tu salud. Canaliza toda su energía como el gran centro alrededor del cual gira nuestro planeta, visualiza tu conexión mágica con él. Enfócate en todos los beneficios que tiene para tu organismo y siente como cada rayo sol estimula las vitaminas de tu cuerpo.

Ahora, te voy a dar 7 razones o beneficios que tiene meditar bajo el sol.

1. Fortalece tus huesos

¿Sabías que cuando recibes sol, tu organismo produce vitamina D, la cual es fundamental para el calcio que ingieres, ya que la vitamina D ayuda a que el calcio se fije en tu sistema, fortaleciendo tu sistema óseo. Eso además, te protege de los daños asociados a caídas o fracturas.

2. Mejora tu piel

La piel puede ser muy sensible al efecto nocivo del exceso de rayos solares, pero cuando lo tomas con moderación, los resultados son totalmente beneficiosos. Si tienes acné, por ejemplo, tomar media hora al sol a primeras horas de la mañana o al final de la tarde, logrará que tu piel mejore notablemente. Al principio puede empeorar, mientras la piel está haciendo su limpieza, luego verás notables mejoras.

3. Mejora tu vida sexual

Los “amores de verano” no son solo un mito, hay una razón para que esta época sea más prolífera en relaciones amorosas, fugaces o duraderas. Por una parte, el calor de verano invita a las personas a andar con ropas más ligeras, por otra parte, el sol eleva los niveles de testosterona en la sangre, lo cual hace que el apetito sexual se incremente y haya más disposición para la conquista. También algunos estudios sugieren que el nivel de espermatozoides es mayor en verano, lo cual favorecería también la concepción. Así que planeas tener un hijo, el verano es el tiempo ideal para esa escapada romántica.

4. Mejora la calidad del sueño

Los rayos solares ayudan a regular la producción de melatonina, hormona responsable de definir los ciclos del sueño. Por ello, en verano solemos dormir mejor.

5. Ayuda a reducir los niveles de colesterol

Si combinas la toma del sol, con un poco de ejercicios y una meditación que te ayude a reducir el estrés, tu corazón estará mucho más protegido de infartos, ya que el sol ayuda a metabolizar el colesterol y ayuda a reducirlo mucho más fácil. Así que incorpora tomas diarias de sol para evitar enfermedades cardiovasculares.

6. Protege contra la esclerosis múltiple

La acción de la vitamina D, la cual se activa y produce en el organismo gracias al sol, te ayuda a reducir la posibilidad de desarrollar esclerosis múltiple. Los estudios científicos iniciales aportan este dato, aun cuando todavía está en estudio el alcance real del sol en la prevención de esta enfermedad.

7. Mejora el estado de ánimo

Aquellas personas que pasan por cuadros depresivos, por situaciones de tristeza, pueden verse ampliamente beneficiados con la toma moderada del sol. Su acción sobre el organismo favorece la producción de serotonina. Es por eso que la gente asocia los días soleados con estados de ánimo alegres, de distracción, mientras que los días grises o de invierno se asocian con la nostalgia. Así que tomar el sol, puede levantarte el ánimo y ayudarte a hacer las cosas con más energía y buena disposición, lo cual, sin duda alguna, impacta también en tu salud y tu bienestar general, así como en tus relaciones sociales y familiares.

SHARE THIS

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJE UN COMENTARIO