5 claves para un liderazgo efectivo | Lideralo

Las 5 claves de un ambiente de trabajo productivo

943932f530efa5f5abb92d9f2936-1452903.jpg!d

El buen clima laboral en las empresas es clave para fomentar la productividad, el trabajo en equipo y el sentido de crecimiento

Comienza un nuevo año y poco a poco vamos retomando el ritmo normal de las responsabilidades de trabajo y estudio. Es por eso que queremos hablar sobre las claves para crear un ambiente de trabajo mucho más productivo, para que este año sea mucho más exitoso.

Una empresa es un lugar donde se reúne un número de personas que pueden ser muchos o muy pocos, de acuerdo a la naturaleza de su actividad, pero muchas veces no existe una verdadera conexión o sinergia entre todos los miembros que conforman el equipo de trabajo y eso impacta negativamente en la productividad.

La motivación al logro es clave en toda empresa para que esta pueda generar las mejores ganancias, aumentar su productividad y establecer una relación ganar-ganar entre todos los que la componen. No importa el rol que juegues en una organización, lo que importa es lo que haces en ella.

En este artículo quiero dejarte algunas recomendaciones para liderar de manera acertada una empresa o grupo de trabajo.

Cooperación

Durante muchos años se estableció el criterio de la competitividad como un modo de desarrollo. Esa visión es bastante contraria al fomento de un ambiente de relaciones laborales adecuado para el crecimiento. La competencia siempre busca la eliminación simbólico de un “otro”. Sabemos que toda empresa que se funda se desarrolla con la noción de ser competitiva en su área, pero internamente ese criterio también ha sido establecido en muchas corporaciones. En lugar de generar un sentido de competencia, lo ideal es propiciar un espíritu de cooperación, en el entendido de que todos se benefician del trabajo de todos, por lo tanto, si a uno le va bien, le va bien a todos.

Respeto

El respeto es la base de toda buena relación. Tanto familiar, de pareja, amistad como de trabajo. El respeto es uno de los valores más importantes que debes cultivar, tanto para ti mismo, como en tu relación con otros. Tanto como con tus jefes, pero también con tus subordinados. Un líder que respeta a las personas que coordina, se merece y gana el respeto y admiración de las personas que a las dirige. Es una clave fundamental y genera un clima de trabajo extraordinario el saberse respetado y estar en un ambiente donde cada una de las personas es valorada.

Armonía espacial

Construye tu espacio de trabajo como si fuera un templo. Un ambiente laboral sano, pasa por que las condiciones físicas de este sean armónicas. No solo las relaciones y el trato ameritan cuidarse. El espacio físico es clave en ello. Tanto es así, que muchos arquitectos han desarrollado técnicas de Feng Shui para combinar la decoración con elementos que generen un ambiente en el que las personas se sientan equilibradas y a gusto. En el que la energía de los espacios logre impactar positivamente en las personas que los ocupan. Y aunque no sepas ni que es el Feng Shui, seguramente cuando estás en ambientes ordenados y limpios, tus ideas y tu ánimo se encuentra mucho más dispuesto al trabajo y a tener ideas más claras, que un ambiente que se hace pesado por el desorden y la falta de higiene.

Estímulos permanentes

Hay muchas maneras de generar un programa de estímulos permanentes para los trabajadores. Si tú eres el líder de un equipo, el gerente o el dueño de una empresa, debes proponerte ofrecer estímulos a los trabajadores. Cuando las personas reciben estímulos, como lo dice su palabra, generan una reacción que es proporcional al estímulo que se recibe. Pero en las relaciones de trabajo se pueden desarrollar diversos modos de estimular al personal, no solo con bonos salariales especiales, sino con diversos modos de reconocer el trabajo bien hecho. El promover un reconocimiento simbólico, también es bastante efectivo para las personas.

Liderazgo

Un líder debe ejercer su función. No hay nada peor para el espíritu de una empresa, que un líder que no asume sus atribuciones. Está claro que las personas en todos los contextos de la historia, apelan a las voces de personas que sirven de guía, que los inspiran a seguir y a trabajar colectivamente por un objetivo o causa común. El liderazgo genera una sensación de bienestar tanto en quien lo ejerce, como aquello que siguen a un líder. En la política, por ejemplo, lo vemos de manera muy determinada. El liderazgo ejerce una fuerza moral y espiritual en las personas, que los animan a seguir un rumbo, porque se sienten conducidas hacia metas que también los benefician a ellos.

SHARE THIS

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJE UN COMENTARIO