PNL y las claves del lenguaje asertivo | Lideralo

¿Qué es el lenguaje asertivo en la PNL?

habla

La PNL hace un énfasis muy especial en el uso del lenguaje asertivo. La base fundamental de nuestra reprogramación mental, pasa por el lenguaje

Cuando se realiza algún curso de PNL siempre tendremos entre los contenidos más importantes a trabajar, es justamente el uso asertivo del lenguaje. Muchas personas han comprobado el poder que tiene la palabra como fuerza creadora en nuestra vida.

Es mucho lo que hemos perdido en nuestra vida por el uso inapropiado de nuestra lengua, porque usamos palabras que son contrarias a los objetivos que nos planteamos. Nuestro cerebro recibe las imágenes acústicas de lo que decimos o pensamos. En lingüística, una imagen acústica es lo que vemos en la realidad, es el llamado significante del signo lingüístico, al que se le asigna un significado.

¿Por qué las técnicas de PNL dan tanta importancia al uso del lenguaje?

Hemos aprendido que la manera en que hablamos determina mucho lo que somos, de hecho, determina toda nuestra vida. En otras palabras, somos lo que decimos, porque los actos de habla son la expresión de nuestros pensamientos.

Es por eso fundamental prestar mucha atención a nuestras palabras. Con ellas construimos nuestro presente y nuestro futuro.

Te voy a comentar algunas cosas al respecto que seguramente no has tenido en consideración cuando hablas sobre aquellas cosas que son fundamentales en tu vida. Veamos algunos ejemplos:

El uso del “no”

Especialistas han determinado que nuestra mente no registra la partícula de negación “no” en una oración. Por ejemplo, cuando decimos “no quiero comer dulces”, de inmediato nuestro cerebro reproduce nuestro dulce favorito, porque de inmediato se asocia la imagen acústica del signo, como hemos comentado. De esta manera, nuestro cerebro atrae de inmediato y nos produce un antojo de ese dulce que no queremos comer, pero se activa el deseo. Entonces, es más recomendable enunciar aquello que en realidad queremos. No digas, por ejemplo, «no quiero ser pobre», di «quiero tener dinero». En conclusión, pon tu atención en lo que quieres.

La magia del ahora

Los seres humanos solemos vivir permanentemente en un tiempo que no existe. O nos apegamos a recordar el pasado o vivimos pensando en el mañana. Peor error es hablar de momentos imprecisos que la mente no procesa, como cuando decimos “un día de estos”. Esta imprecisión temporal no ayuda a que nuestra mente se enfoque en cumplimiento de su objetivo en un tiempo determinado. Define fechas específicas, como el lunes 14.

Olvida el “tengo que”

Estas palabras suelen ser muy poco simpáticas, porque están asociadas a cosas que hacemos por obligación o deber, no porque nos gusten o deseamos. Nadie dice “tengo que ir a la playa”, sino “quiero ir a la playa” o “tengo que ir a la fiesta”. Si estás hablando de tus sueños, de tus objetivos evítala.

No más peros

Cuando usamos una afirmación y de inmediato la acompañamos de un pero, producimos un efecto de anulación sobre la afirmación, porque condiciona la posibilidad de alcanzar aquello que queremos hacer. Ejemplo: ¡Quiero decirle que la quiero, pero me da miedo lo que ella pensará!, eso, que es la letra de una vieja canción, lo demuestra. El pero niega la posibilidad de concretar un deseo como el que se expresa en la primera parte de la oración. Es un boicot que no estamos propinando.

Creencias limitantes

Son muchas las expresiones que sabotean nuestro éxito y felicidad, por las creencias limitantes que vienen acompañadas de expresiones de negación, como “no puedo”, “no soy capaz”. Negar nuestras propias posibilidades no nos permitirá alcanzar las metas y sueños. Las creencias limitantes son un verdadero enemigo de tu felicidad. Construye siempre oraciones positivas, al principio será difícil, pero te recomiendo que hagas una lista de oraciones positivas que sustituyan las negativas. Por ejemplo, en lugar de decir “no quiero estar gordo”, di “quiero ser delgado”, “quiero estar sano”, en lugar de “no quiero estar enfermo”.

Acompaña además tu afirmación con una visualización, esto es muy importante para reforzar en tu mente la fijación de tu objetivo. Recuerda lo que dijimos al principio del artículo. Realiza esto como una gimnasia mental, hasta que tu mente y tu cuerpo se adapten a no sabotearte más.

Estás técnicas de PNL te ayudarán a mejorar en todos los aspectos de tu vida.

SHARE THIS

ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJE UN COMENTARIO